martes, 28 de octubre de 2014

CONTRA LA CORRUPCIÓN, DEMOCRACIA DIRECTA

Hasta aquí tenía la percepción de que la corrupción era la excepción en el ámbito de las administraciones públicas. Creía que la mayor parte de los/as ministros/as, consejeros/as autonómicos, diputados/as provinciales, regionales y nacionales, concejales/as y alcaldes/as de Ayuntamientos eran buena gente, preocupados por el interés general, que no buscaban el lucro personal a través del desempeño de su tarea.
Confieso que en los últimos tiempos esta creencia se me ha venido abajo. Y aunque sigo creyendo en la honestidad de muchas personas que desde la base se dedican a gestionar los asuntos públicos, pienso que este sistema está absolutamente podrido, más cuanto más nos acercamos a la cúspide de la pirámide del poder político y económico. Por ello, ya no nos sirve. Urge, y mucho, acometer su radical sustitución para que lo público (sustento de la dignidad de los más desfavorecidos) no sólo se mantenga en pie, sino que se revitalice para hacer frente a este desmontaje controlado del que está siendo objeto en los últimos lustros.
No hay más remedio que apostar por la democracia directa, que abra las ventanas de par en par de esta cueva de trapicheos y sinvergonzonería en que se ha convertido el día a día de muchas instituciones públicas. No me valen ya ni comisiones (parlamentarias, municipales, de contratación, de investigación), ni consejos (de ministros, de gobierno, de administración), ni plenos,…A grandes males, grandes remedios. Donde hasta ahora no ha habido luz, toca sacar las decisiones a las plazas de nuestros pueblos y ciudades, donde participemos todos/as, presencial o virtualmente, sobre todos los asuntos públicos. Y claro que se puede. Y no inventamos nada nuevo.
Los concejos abiertos son los herederos de la mejor tradición municipalista de España, donde el máximo órgano de decisión era la asamblea de todos los/as vecinos/as del pueblo. Todavía hoy funciona así en los pequeños municipios y en las entidades de ámbito inferior al municipio. Y con los correspondientes ajustes, pero sin traicionar a su espíritu de democracia directa, sería una buena base para que todos los niveles del estado apostaran por una verdadera democracia, sin intermediarios ni mangantes de por medio. Insisto, tanto en nuestros pueblos y ciudades, COMO EN COMUNIDADES AUTÓNOMAS Y GOBIERNO CENTRAL, administraciones éstas últimas que se han regido fundamentalmente por organigramas jerárquicos de tipo piramidal, propicios, claro está, para hacer y deshacer a su antojo, sin consultar a la gente, con la excusa de que se trata de decisiones complejas técnicamente, con el verdadero objetivo de hurtar el debate a la gente y así tomar decisiones que favorecen los intereses privados de determinados grupos de presión.
Pronto llegarán procesos electorales que afectarán a municipios, comunidades autónomas y gobierno central. Sólo aquellas opciones políticas que apuesten por un nuevo sistema de democracia directa radical en todos los niveles del estado merecerán la confianza del voto de aquellos/as ciudadanos/as que desean recuperar la ilusión por la política, sabiendo, claro, que ello va absolutamente de la mano de su implicación directa y sin intermediarios en todos los asuntos públicos. Esa es la tarea de los nuevos gobiernos que necesita este país: bajar del pedestal en que sus predecesores estaban encaramados, destruirlo y mezclarse entre la gente a ras de tierra, para enterarse de lo que pasa, para conocer sus sueños….para caminar juntos/as, sin miedo a nada.

5 comentarios:

Luis Angel Aguilar dijo...

SI TE GUSTÓ ESTE ARTÍCULO, PUEDES VOTARLO EN https://www.meneame.net/story/contra-corrupcion-democracia-directa
AUMENTARÁ SU DIFUSIÓN. gracias

Jesús dijo...

Gregorio, no he leído tu artículo por que el diseño del blog es pésimo. Ponlo más ancho y el tamaño de letra un poco más pequeño hombre. Cuida un poco la presentación

Goyo dijo...

Hola Jesús. Bueno, nadie me ha comentado nada de este problema de configuración que me señalas. No obstante, mientras lo reviso para el futuro, aquí te dejo otro enlace donde podrás leer (espero) esta misma entrada del blog http://www.lacerca.com/noticias/columnas_opinion/corrupcion_democracia_directa-230799-1.html
Salud. Goyo.

Anónimo dijo...

Hola Goyo
Me sorprende muchísimo tu sorpresa. Pero en fin, más vale tarde...
En cuanto a lo q dices de la democracia directa, no conoces "red ciudadana partido X"? Defienden algo así como lo q dices.
Yo no voto, pero de hacerlo es la opción q más me convence.
Salud!

Carlos

Ciprian Galaon Demaría dijo...

Todas las democracias deberían ser directas o participativas. En la práctica, esto puede convertirse en un proceso engorroso cuya efectividad sea cuando menos cuestionable. Hace falta juntar mucha información en un plazo de tiempo relativamente reducido, sin hablar de que todos los participantes en las tomas de decisiones tienen que comprenderla y distinguir claramente los hechos de las opiniones, y lo que es lógico de lo que es conveniente. Para ser constructivo en mi crítica, ver la Propuesta del blog "Dinero 2.0" en: http://cgalaon.blogspot.co.uk/. Aunque el título parece sugerir una cosa diferente, hay también en el blog propuestas para solucionar los inconvenientes de la democracia participativa. Al final va a ser más un problema tecnológico que político. Un saludo a todos!